El nuevo virus chino que prendió las alarmas en el mundo entero

Han sido reportadas al menos 198 personas contagiadas por el virus que ya salió de China, el país donde se originó, y ya se presentaron casos en Tailandia, Japón, Corea del Sur y Estados Unidos. La OMS citó a un comité especial para determinar si se clasifica el brote como una “emergencia de salud pública”.

El pasado 8 de enero una mujer de 61 años ingresó a un hospital de Tailandia  con un cuadro clásico de neumonía viral: fiebre, escalofríos, dolor de garganta y dolor de cabeza. Las autoridades del aeropuerto de Bangkok la detuvieron cuando llegó al país, luego de pasar por una cámara térmica que detectó los síntomas. La mujer llegaba procedente de Wuhan, la ciudad más poblada de la zona central de China, que el 31 de diciembre identificó la presencia de un nuevo virus causante de una infección respiratoria que hasta el momento ha afectado al menos 198 personas.

Los rumores del nuevo virus aparecieron a finales del 2019, cuando se reportaron varios pacientes con síntomas clásicos de neumonía, similares al Síndrome Respiratorio Agudo Severo (SARS) que también se originó en China en 2003 y con su expansión mundial, en 26 países, contagió a 8000 personas y dejó 800 víctimas mortales. El nuevo virus ya salió de China y llegó a América. Además de lo dos casos en Taliandia, uno en Japón y otro en Corea del Sur, en las últimas horas se reportó un nuevo caso en Washington (Estados Unidos). Se espera que en las próximas horas los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU den el parte oficial. Hasta el momento solo tres personas contagiadas fallecieron, pero la investigación concluyó que la muerte tuvo que ver con problemas de salud previos.

De este nuevo brote se sabe que pertenece a la familia de los coronavirus, y es de origen zoonótico, es decir, que se contagia de animales a humanos. La mayoría de pacientes de Wuhan aseguraron haber visitado recientemente un mercado de pescados y mariscos. Sin embargo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ya confirmó que la infección se propaga entre humanos y citó este miércoles a un comité de emergencia, en Ginebra, en la que se decidirá si el virus puede ser calificado como “una emergencia de salud pública de alcance internacional”.  La OMS sólo ha utilizado esa denominación con el virus H1N1 en 2009, la epidemia del virus del Ébola entre 2014 y 2016 y del virus del Zika en 2016.

El gobierno Chino reportó en poco tiempo los análisis del material genético del virus para que autoridades de salud del mundo para poderlo comparar con casos similares.“La secuenciación genómica se realizó en tiempo récord y lo meritorio es que es un virus bastante grande. Esta secuencia fue publicada de manera abierta para la comunidad científica quienes tuvieron la oportunidad de hacer los análisis”, señala el doctor Edwin Silva Monsalve, coordinador del servicio de infectología de la Clínica Shaio.

El Año Nuevo Chino, el próximo 25 de enero, podría cambiar la dinámica de la epidemia. Según la agencia de noticias EFE se espera que se produzcan alrededor de 3.000 millones de viajes, en los que 2.50 millones se movilizan en carro y 356 millones lo hacen por tren y 58,3 millones por avión. El Ministerio de Salud también aseguró que Migración Colombia está vigilando los viajeros con síntomas de gripe que vienen de países orientales.

Según investigadores del Imperial College London, se estima que pueden existir unos 1.700 casos en China que no han sido detectados. “Por ahora los datos son absolutamente preliminares y no podríamos generar pánico diciendo que estamos en riesgo de una nueva pandemia porque con la información que tenemos no se puede. Pero sí estamos frente a un escenario de mucha expectativa a lo que suceda en los próximos días”, concluye el doctor Edwin Silva.

El peligro de contagiarse

A Colombia llegó desde el pasado 16 de enero una alerta de la Organización Mundial de la Salud. “Fuimos alertados por la OMS, como es costumbre en cuanto se descubre un nuevo virus, sin embargo, esto no quiere decir que estemos en un riesgo epidémico. Aún están realizando los estudios para poder establecer la forma cómo se contagia el virus”, señaló la doctora Sandra Girón directora de epidemiología y demografía del Ministerio de Salud.

Aunque aún no hay un riesgo pandémico, las autoridades salubristas en el país aseguran tener listos los protocolos de emergencia en caso de presentarse una pandemia. La OMS, por su parte, recomienda el lavado constante de manos, cubrirse los estornudos con el codo flexionado, evitar el contacto con infectados de gripe y asegurarse de la correcta cocción de alimentos procedentes de animales.

El periodo de incubación de estos virus puede ir de dos a seis días. Sin embargo, según señala el doctor Silva, al tratarse de un coronavirus de origen zoonótico el período de incubación puede ser de hasta 6 días, que sumados a los días habituales de retraso para la consulta dan un tiempo de hasta 10 días para poder hacer un diagnóstico en un individuo contagiado.

Esta no es la primera vez que un coronavirus de este tipo se convierte en epidemia. Para 2002, en China apareció el SARS, un coronavirus que vive entre los murciélagos, pero se dispersó a través de un mamífero conocido como civeta del Himalaya. Su rápida propagación ocurrió por el contagio persona a persona. Otro caso similar fue el del MERS en 2012, en el que los huéspedes fueron los camellos. Este virus respiratorio fue identificado por primera vez en Arabia Saudita y el 80% de los pacientes infectados pertenecían a la Península arábiga. Por la investigación se pudo determinar que las personas infectadas, en su mayoría, sí tuvieron un contacto directo con el animal foco de la infección.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *